fbpx

Inteligencia Emocional: El mapa no es el territorio

La gente actúa de acuerdo a su propio mapa del mundo, a su propia película;  lo que ven de ti, tiene que ver más con ellos mismos, que contigo. Tu puedes elegir la opción que más te interese para lograr tu objetivo, y no te confundas, eso no es auto-engañarse, es INTELIGENCIA EMOCIONAL.

Cada día te comunicas con personas, y utilizas muchas herramientas para ello, como gestos, tono, silencios, pero sobre todo utilizas el poder de la palabra.

Con tus palabras influyes en la vida de las personas y por supuesto, con sus palabras los demás te influyen a ti y generas emociones acordes a cómo has recibido las cosas, dicho así parece que no tenemos la capacidad de ser autónomos emocionalmente PERO TIENES MAS PODER DEL QUE CREES. Sigue leyendo para conocer como la Inteligencia emocional te puede ayudar. 

La mayoría de los conflictos que tenemos (internos o con los demás) vienen de la INTERPRETACIÓN que hicimos, NO porque lo hayamos confirmado con datos y hechos. Por ejemplo, si en una reunión cuando tu hablas, una de las personas se pone  a ver el móvil, a mirar la hora, y emite varios resoplidos, hay varias maneras de interpretar esa la realidad, pero veamos 2 posibles y opuestas:

 1º”No le gusta mi intervención”, lo que muchas personas lo llevan a lo personal con interpretaciones del tipo “le caigo mal” y más aún “esto me causa problemas para los que no tengo recursos”, con la consecuente emoción incomoda de enfado, miedo, o estrés y la lógica reacción de que actúes de forma menos fluida y relajada a cómo te gustaría en la reunión.

 2º “Sus actos no tienen que ver conmigo”, “tendrá algún problema”, “está nervioso por algo suyo” lo que conllevaría una emoción más agradable para ti que el caso anterior, y por lo tanto te permitirían tener una reacción más alineada con tus objetivos para esa reunión.

 ¿Sabes lo mejor de todo? Casi nunca iremos a preguntarle a esa persona la auténtica razón por la que se comportó de esa manera, pero sin embargo, llevaremos con nosotros esa interpretación e incluso fuera de esa reunión seguirá condicionándonos, sintiéndonos tensos, resentidos o incluso inseguros, pues ese es el MAPA de la realidad que nos hemos creído y actuaremos conforme a el, como si fuera la realidad misma, o mejor dicho EL TERRITORIO.

 Tus experiencias se construyen a partir de la información externa que percibes por tus sentidos, mezclada con tus recuerdos, sensaciones, creencias y aprendizajes anteriores, por lo tanto lo que piensas está filtrado, no es la realidad en sí misma. Es decir tu mapa del mundo, no significa que sea el territorio real.

 Imagina por un segundo, que te propones ir a hablar con esa persona, y te confirma que no le gusta tu intervención, ¿cuánto te afecta?, si la respuesta es mucho, nuevamente es porque has interpretado esa opinión como algo muy importante, probablemente más importante que tus propios recursos o valía, pues de lo contrario sería algo que aun no siendo agradable, no te supondrá una gran alteración, pues al fin y al cabo, es SU PROPIO MAPA, no la realidad en sí misma. Recuerda, la gente actúa de acuerdo a su propio mapa del mundo, a su propia película, y lo que ven de ti, tiene que ver más con ellos mismos, que contigo.

 Por lo tanto, cada vez que no te gusten como pintan las cosas, SE CONSCIENTE, de que lo que sientes es fruto de cómo has elegido interpretar la realidad; siempre hay aspectos que puedes no haber visto o haber distorsionado. Tu elegir la opción que más te interese para lograr tu objetivo.

Si te interesa la Inteligencia emocional, tenemos más artículos en nuestro blog o talleres exclusivos de Inteligencia emocional.

 Valeria Aragón

Deja un comentario